sábado. 13.07.2024
Homenaje a Ines Ibañez 3
Homenaje a Ines Ibañez 3

El Teatro Auditorio Municipal de Valdepeñas ha acogido este sábado la presentación del libro ‘Luis Ibáñez Fernández: Maestro de música’, de Tomás Megía, que ahonda en la figura de este maestro de música y de lo que supuso para la ciudad de Valdepeñas desde su llegada al municipio en 1907, donde formó su familia.

Un acto que ha servido para homenajear también a su hija, Inés Ibáñez Braña, que cumplió este pasado viernes 99 años y alcanza los 73 años ininterrumpidos de dedicación al mundo de la música en la Ciudad del Vino. 

Homenaje a Ines Ibañez 1

El alcalde de Valdepeñas, Jesús Martín, destacaba como la familia Ibáñez ha formado a generaciones, estableciéndose como parte de la memoria musical de la localidad. “Así que hoy hacemos feliz a una mujer, a través de cuya familia ha hecho feliz a no pocos valdepeñeros y ha escrito, sin lugar a dudas, unas de las páginas más hermosas que tiene la historia de Valdepeñas del siglo XX”.

El cariño de Valdepeñas a Ibáñez Braña queda reflejado en el Auditorio de la Veracruz, que lleva su nombre desde el año 2018. Su perseverancia en el mundo de la música le permitió realizar la carrera superior de piano en el Real Conservatorio de Música de Madrid, formar a infinidad de alumnos, actuar en multitud de escenarios y localidades, así como obtener innumerables premios, logrando unir su coral a la vida cultural de Valdepeñas y Castilla-La Mancha. Es poseedora de la Medalla de Oro de la Ciudad de Valdepeñas (2016), fue reconocida con el título de Hija Predilecta de Valdepeñas (1995) y fue nombrada Hija Predilecta de Castilla-La Mancha (2018).

Homenaje a Ines Ibañez 2

Una aplaudida trayectoria que siguió los pasos de su padre, tal y como explicaba el autor de su biografía ‘Luis Ibáñez Fernández: Maestro de música’, que relata desde el momento de su llegada a Valdepeñas en 1907 a cómo se despertó el interés por la formación musical en el municipio. “Toda la música que hay en Valdepeñas hoy en día emana de él”, afirmaba Tomás Megía, “desde la rondalla, la coral, las bandas de música e incluso los coros y danzas, todo lo tocó. Era un genio”. 

Se rompe el tópico de que nadie es profeta en su tierra (en vida) con Inés Ibáñez Braña